Comunicado ante la situación en Ecuador

Frente a los hechos de público conocimiento que están aconteciendo en Ecuador en estos últimos días, las Defensorías del Pueblo de la República Argentina y las Comisiones, Procuradurías y Defensorías de Derechos Humanos de los Estados Unidos Mexicanos, manifiestan su respaldo y solidaridad con la Defensoría del Pueblo de la República de Ecuador, ante la compleja situación política, económica y social que se encuentra atravesando su país.

Nuestras instituciones destacan y apoyan las acciones emprendidas por el Defensor del Pueblo ecuatoriano, Freddy Carrión Intriago, en cumplimiento de su mandato constitucional, entre las cuales se encuentran:

  • Monitoreo del ejercicio de derechos en el contexto de paro nacional y seguimiento a la aplicación de estado de excepción.
  • Visitas a las Unidades Judiciales de Delitos y Contravenciones, con el objetivo de verificar el estado de las personas detenidas durante el paro nacional.
  • Vigilancia del debido proceso en las instancias judiciales por procesos derivados de las manifestaciones sociales.
  • Exhortos a autoridades competentes del Ejecutivo, Corte Constitucional y Asamblea Nacional, a fin de que actúen en el ámbito de sus competencias constitucionales y legales y garanticen el ejercicio de derechos de las personas.
  • Pronunciamientos púbicos llamando al diálogo, recordando que la ciudadanía organizada tiene el legítimo derecho de ejercer la protesta social, pero siempre bajo el respeto y la no violencia. Así como llamando a las autoridades nacionales, locales y a la fuerza pública para que se respete la movilidad de los pueblos indígenas y se precautele la seguridad de la población ecuatoriana en general, en el marco de defensa de los derechos humanos.
  • Visita del Mecanismo Nacional de Prevención de la Tortura, Tratos Crueles, Inhumanos o Degradantes a la Zona de Aseguramiento Transitorio de la Unidad Judicial Penal con Competencia en Infracciones Flagrantes con sede en la Parroquia Mariscal Sucre (Quito).
  • Visita del Defensor del Pueblo a las Provincias de Tungurahua, Chimborazo y Cotopaxi, con el objetivo de buscar mecanismos de diálogo con autoridades locales, dirigentes indígenas y población en general, así como de verificar el estado en el que están personas detenidas, retenidas, dueños/as de locales saqueados y ciudadanos/as heridos/as. Esto, en el marco de que la violencia no se extienda y se garanticen los derechos de todas las personas que habitan el Ecuador.
  • Acompañamiento del Sistema de la ONU y el Sistema Interamericano de Protección a los Derechos Humanos, con el fin principal de tender puentes para encontrar los canales idóneos de comunicación entre las partes.

Exhortamos a las autoridades públicas nacionales, provinciales y locales, a acatar el pedido del Defensor del Pueblo de detener la violencia y la represión de manera inmediata, garantizando el respeto de los derechos humanos de todas las personas y alinear las medidas de austeridad al derecho internacional.

11 de octubre de 2019