ADPRA participó de la Audiencia Pública para discutir un nuevo aumento del gas

El martes 16 de marzo se realizó una nueva Audiencia Pública
(n° 101), convocada por el Ente Nacional Regulador del Gas (ENARGAS), para
tratar el “Régimen Tarifario de Transición” hasta las resoluciones que resulten
del Acuerdo Definitivo de Renegociación.

Participaron de la misma el presidente de la Asociación de
Defensores/as del Pueblo de la República Argentina (Adpra) y Defensor del
Pueblo de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, Alejandro Amor; el Defensor del Pueblo
de Santa Fe, Raúl Lamberto; la Defensora del Pueblo de Río Negro, Adriana
Santagati; el Defensor del Pueblo de la Ciudad de Salta, Federico Nuñez Burgos;
la Defensora del Pueblo de Tandil, Paula Lafourcade; el Defensor del Pueblo de
Gral. Pueyrredón, Fernando Rizzi; el Defensor del Pueblo de Río Cuarto, Ismael
Rins; y representantes de las Defensorías del Pueblo de Nación, de la provincia
de Buenos Aires y de Córdoba.

En este marco, los Defensores del Pueblo nucleados en ADPRA
manifestaron fuertes cuestionamientos a los aumentos del gas planteados por el
Gobierno Nacional durante la Audiencia Pública.

En ese sentido, en su alocución Alejandro Amor, Presidente de
ADPRA  y Defensor del Pueblo de la Ciudad
de Buenos Aires, remarcó los siguientes puntos a considerar:

• La condición de acceso a la Tarifa Social debe ser única
para todos los servicios (luz, gas y agua). La Tarifa Social debe marcar la
diferencia a favor de las personas más vulnerables. Debe haber tarifas
regionales contemplando esas particularidades y hemos pedidos que la tarifa
social se convierta en la herramienta que llegue al que verdaderamente la
necesita.

•En la discusión paritaria el cuadro tarifario de aumento de
los servicios es una referencia indispensable para poder discutir.

• Hay que eliminar la pobreza energética: no puede haber
personas sin cloacas, sin agua potable y tampoco personas que les pasan por
abajo las tuberías de gas y no acceden. Debe haber un criterio impositivo
igualitario para que el impacto que tenga el aumento sea igual para todos los
argentinos y las argentinas.

• No alcanzan las políticas sociales cuando las tarifas son
un problema: es necesario establecer políticas sociales más profundas.
Necesitamos un cuadro tarifario de aumentos, revisado con precisión.

• No se puede pensar en aumento de tarifas cuando hay gente
por debajo de la línea de pobreza: las empresas ganaron durante muchísimo
tiempo, tal vez es hora de que hagan el esfuerzo ellos, porque las personas ya
lo hicieron cuando tuvieron que prender una estufa en invierno para no tener frío
y luego pagar la boleta.

Al finalizar su intervención, Alejandro Amor remarcó: “Son
Servicios esenciales y la defensa integral de los derechos de las personas, en
particular de estos derechos a servicios esenciales como la luz, el agua y el gas,
son fundamentales. No son clientes, son personas y las personas tienen derechos
y esos derechos, son Derechos Humanos”.